viernes, 28 de marzo de 2014

No somos mercancía... el peligro de las etiquetas.

 
Porque tod@s somos blanco y negro, ying y yang, sol y luna... Las etiquetas encasillan y nos impiden mostrar al completo nuestra esencia como personas. No existen etiquetas positivas; no si con ellas dejamos de ser nosotros para acabar siendo víctimas de las expectativas. Y tú... ¿recuerdas cuál era/es la tuya y cómo condiciona tu manera de ser, sentir o actuar?
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario